Cuatro palestinos muertos en aniversario de protestas en frontera entre Gaza e Israel

Cuatro palestinos murieron y centenares resultaron heridos, según fuentes oficiales en la Franja de Gaza, durante choques en el primer aniversario de las marchas de protesta en la frontera con Israel.

Decenas de miles de palestinos acudieron al llamado para recordar el inicio de la movilización conocida como la «Gran marcha del retorno», contra el bloqueo israelí y por el derecho a regresar a las tierras de las que tuvieron que huir o fueron expulsados cuando se creó el Estado de Israel, en 1948.

Durante un año, esas protestas, usualmente los viernes, han provocado 259 muertos. De ese saldo, 2 son soldados israelíes.

Los observadores temían un balance de muertes más elevado eL sábado. Según el ejército israelí, unos 40,000 «alborotadores y manifestantes» llegaron a la frontera, fuertemente vigilada y con alambradas y cámaras de seguridad, pero la inmensa mayoría se mantuvo alejada de la cerca.

Un manifestante de 20 años murió en la madrugada, y otros tres, de 17 años todos ellos, durante incidentes a lo largo del día, según el ministerio de Salud gazatí. Otros 316 gazatíes resultaron heridos.

Israel desplegó miles de soldados, a diez días de sus elecciones legislativas.

‘Expulsar a los judíos’

Los gazatíes se concentraron en cinco puntos distintos de la frontera, portando banderas palestinas y bajo una leve lluvia, según constataron periodistas de la AFP.

En Malaka, al este de la ciudad de Gaza, la mayoría de los manifestantes se mantuvieron a distancia de la valla, para quedar fuera del alcance de los disparos de los tiradores de élite israelíes. 

Algunos palestinos sin embargo se acercaron a unas decenas de metros, quemaron neumáticos para reducir la visibilidad de los militares, y lanzaron piedras contra los soldados, antes de replegarse a toda velocidad.

El ejército replicó lanzando gases lacrimógenos y abriendo fuego.

De los más de dos centenares de víctimas mortales hasta la fecha, unos 50 son menores de edad.

«Vamos a la frontera, incluso si debemos morir» afirmó Tusef Zidaya, de 21 años, con el rostro pintado con los colores palestinos. «Estamos aquí (…) para expulsar a los judíos de nuestra tierra», agregó.

Desde el 30 marzo de 2018, las protestas por la «Gran marcha del retorno» han desatado fuertes tensiones en la zona.

Deja una respuesta

Categorias